Crónica: Independance Weekend

Es un atajo inmediato a lo mejor de un fin de semana increíble. Tenemos mil cosas que contaros sobre los últimos días en Barcelona (expos, estrenos, sesiones, conciertos) pero la única que no teníamos prevista ha sido seguramente la mejor...

El sábado pasamos por Universitat a eso de las diez de la noche y nos encontramos con un escenario en el centro de la plaza, enfrentado a un grupo de gente que crece por momentos. Nos acercamos por uno de sus laterales esquivando a otros curiosos y sobre la tarima aparece un travesti vestido como Natalie Portman en Closer, bailando por 'Could you be loved?' de Bob Marley y 'Rock DJ' de Robbie Williams. Hasta aquí todo bien. Lo típico de un sábado en Universitat.


Si ese sueco aparta la cabeza, verás que el escenario acaba en un telón negro y de él asoma un tipo disfrazado de dj setentero simulando que con el cannabis no hay quien pueda. Los cañones, que desprenden luces coloristas y estridentes, se dirigen a su person. Suena Rosarillo y el dj fumeta hace un striptease al ritmo de 'Marcha, marcha, queremos marcha' o como se titule ese hit, seguida de 'Yo no te pido la luna', versión Javiera Mena. Joyas prestadas, que diría Niña Pastori.

En ese momento, la mesa del dj echa humo. Literalmente. Cuando el travesti que bailaba como Natalie Portman en Closer acciona el pedal correspondiente, la plaza se cubre de humo de discoteca. ¿De qué demonios está hecho ese humo? ¿Alguien lo sabe? ¿Cuántos gastos en tratamientos pulmonares provoca ese humo en la sanidad pública?

A continuación, con el humo ya destrozando bronquiolos, aparecen dos o tres nuevas travestis. Una fantástica, rubia y voluptuosa, una mezcla de Rosa de España y Dusty Springfield; la otra delgadita y morena, un cruce entre Conchita Wurst con barba de tres días y una joven Massiel post-la-la-lá. Y hasta aquí todo bien. Lo típico de un sábado en Universitat.


Colgadas del sistema de iluminación y desplegadas sobre el negro del telón, podemos ver dos banderas arco iris y una senyera.

Y mira, aquí ya la cosa empieza a resultar un tanto extraña. Se nos acerca un japonés y nos sonríe. Él tampoco se entera de nada, pero está igual de contento que nosotros. Tratamos de saber qué está pasando y buscamos otro ángulo. El japonés sigue echando fotos, condenando a su país a seguir marcado por el cliché.

Tenemos que decir que a partir de este momento todo resulta confuso.

Nos situamos en las primeras filas y vemos de todo. Hay homosexuales por doquier y muchos señores que todavía no saben que son homosexuales pero que seguramente lo descubrieron allí mismo. Hay señoras frenéticas bailando en primera fila como si acabaran de morirse los muermos de sus maridos. Hay niñas de trece años más felices que si estuvieran en el cubo de la ropa sucia de los One Direction. Incluso hay gente sentada que te toca el hombro y te dice que te apartes o te agaches porque no quieren perderse un segundo.

Y es que sobre el escenario hay una travesti embutida en la Union Flag británica, al más puro estilo Geri Halliwell en aquellos míticos premios Brit donde las Spice Girls desbancaron a Oasis como símbolo nacional, dándolo todo en una versión de Wannabe donde se intercalan los mejores samples de los Backstreet Boys, que a su vez baila acrobáticamente un chico semidesnudo con el ímpetu propio de Billy Elliot puesto de todo en Ibiza. La bomba masiva, claro. Ambos se funden en una danza guarrona que tiene al público entregadísimo hasta lo indecible, vibrando desde la euforia colectiva.


Y repetimos, hasta aquí todo muy bien. Mejor que bien. Una puta maravilla. Todo es alegría y espectáculo. Estamos en la mejor ciudad del mundo y cada día está más claro. Sólo una pregunta sigue flotando en el aire...

¿QUÉ COÑO ES TODO ESTO? ¿A QUÉ COÑO VIENE ESTE SHOW?

¿Por qué hay una macrofiesta en el centro mismo de plaza Universitat con luces, humo de discoteca, música a toda hostia y miles de travestis que reproducen las mismas coreografías maravillosas que llevan años ensayando en sus casas?

¿Por qué hay una senyera y dos banderas gays sobre el telón?

Para encontrar respuestas, como Mercedes Milá cuando se sube en la moto de Diario D, dejamos al público atrás, avanzamos entre toda clase de curiosos, maricas, héroes anónimos, hermosas bolleras, guiris atómicos, señoras casadas, padres divorciados, teenagers asombrosas, barbudos desalmados y ciclistas naturistas y nos encontramos con la respuesta.

Ahí está viendo pasar el tiempo la jaima definitiva, cubierta hasta los topes de senyeras, plagada de panfletos a favor de la causa independentista.  Hay que decir que el señor con bigote y la mujer sin bigote que reparten los panfletos están mucho más apagados que los travestis del escenario porque nadie les hace caso. Los travestis llaman tanto la atención que nadie repara en una jaima con dos personas enterradas en flyers. Hay que revisar esa campaña de marketing.

Pero al menos ahora todo cobra cierto sentido.

Acabamos de asistir a una performance travesti popular que aboga por un 9N completo y legítimo.

Se llama INDEPENDANCE.


No lo decimos nosotros.

Lo han dicho las travestis desde el escenario.

Y si lo dicen los travestis, va a misa.

Estamos frente a una sesión única e inolvidable de INDEPENDANCE.

Y nos maravilla el concepto.

Porque si algo debe garantizar un Estado en teoría democrático son oportunidades para que cada uno de sus individuos soberanos decidan qué quieren ser y cómo quieren serlo de forma pacífica y civilizada, 'independientemente' del resultado.

Y esta regla debiera ser válida para la autodeterminación de los pueblos, la vestimenta de las gentes y las prácticas sexuales de los funcionarios.

Por una Catalunya travelo.

Una Catalunya que pueda elegir qué quiere ser, sin miedo inducido ni manipulación política por ningún lado.

Por la libertad y el aeróbic en cualquier marco y contexto.


Las imágenes de todo esto, en nuestro Instagram.
Imágenes espantosas, movidas, quemadas, tomadas de noche con un móvil entre el humo.
Imágenes increíbles.
Fotografiar a un travesti hiperactiva que baila con un paraguas es el reto último de la fotografía.
Puedes ver lo que cuesta, aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

GRACIA B WEBZINE

GRACIA B WEBZINE
[!] Todas las novedades de GRACIA B en Facebook y Twitter


[!] Imágenes y sonidos de GRACIA B en Instagram y SoundCloud


[!] Si eres autor de una imagen no acreditada, contacta con nosotros y te acreditaremos de inmediato. Gracias.


[!] Para contactar con GRACIA B, envía tus creaciones, proyectos, propuestas, contenidos, invitaciones, comentarios y sugerencias a esta dirección de correo: graciabweb@gmail.com